Escudo de la República de Colombia Escudo de la República de Colombia

Cuidados en casa: salidas a la calle

  • Aliste los siguientes implementos: 
    Pisingo, Ensure, baberos, toallas de tela, carpas en caso de que llueva, guantes, toallas de manos, gasas, medicamentos, servilletas, papel higiénico, gel anti-bacterial, en ocasiones el ambú (pregunte al paciente si lo quiere llevar), chaqueta, bufanda y gorro si lo desea.

  • El manejo de la silla de ruedas: “La silla de ruedas es uno de los medios de asistencia de uso más frecuente para mejorar la movilidad personal, condición previa para disfrutar de los derechos humanos y una vida digna, y ayuda a las personas con discapacidad a convertirse en miembros más productivos de sus comunidades. Para muchos, una silla de ruedas adecuada, bien diseñada y armada puede constituir el primer paso hacia la inclusión y participación en la sociedad”.

    Recolectado y traducido: OMS. Pautas para el suministro de sillas de ruedas manuales en entornos de menores recursos. 2008.

  • Antes de saber cómo manejar la silla de ruedas es importante conocer unas pautas para saber si la silla de ruedas es la apropiada. Esto es:

    • Satisface las necesidades del usuario y las condiciones ambientales.
    • Ofrece buen ajuste y apoyo postural.
    • Es segura y durable.
    • Está disponible en el país.
    • Se puede obtener y mantener, los servicios se pueden sustentar en el país a precios razonables.

    El manejo se realiza de acuerdo a las necesidades del paciente. Para las personas enfermas de ELA, la cabecera debe tener tres acoplamientos rotatorios, de los cuales solo se puede mover el inferior, que es el que permite retirar la pieza completa de la cabecera. En el manubrio de desplazamiento están los frenos respectivos, derecho e izquierdo; en los lados se encuentran dos dispositivos: el del lado izquierdo, permite nivelar la silla hacia adelante o atrás, el del lado el derecho, no se mueve pero da la altura del paciente; dos mecanismos rotatorios para elevar el manubrio según se necesite.

    En la parte de atrás de la silla se encuentran dos ruedas auxiliares que ayudan a prevenir que se ruede o incline hacia atrás. Éstas deben permanecer situadas a cuatro dedos por encima del piso de tal manera que tengan la articulación apropiada en caso de algún desbalance de la silla.

    Se deben prever los espacios y/o distancias de la silla de ruedas en la calle para no maltratar al paciente o cometer alguna lesión a otra persona.

    Tomado y adaptado de: Indicaciones para el cuidado de JAIME ORLANDO RUIZ.
    Asociación Colombiana de ELA. www.acelaweb.org